Nuestro blog

Cómo escribir una novela y parecer un escritor experimentado (aunque no lo seas)

¿Qué cómo escribir una novela? ¿Que cómo parecer un escritor experimentado? Tú puedes, por supuesto.

Sí, sé lo que puedes estar pensando en este momento: “Si esta es mi primera novela, si nunca antes he escrito ni he publicado nada. Esta chica delira, ¿cómo puede decirme que sin tener ninguna experiencia voy a poder “venderme” como un súper autor? ¿Y cómo convencer de eso al editor?”

Créeme, no me he vuelto majareta.

Pero sí existen unos pequeños trucos que puedes aplicar en tu día a día. Estos poco a poco te irán posicionando con un escritor con destreza, aunque realmente estés escribiendo tu primer libro.

A mí me funcionaron en el momento en que escribí mi primer libro y quise publicarlo, así que hoy los comparto contigo porque seguro que a ti también pueden servirte.

Dicen que la experiencia es un grado, y los “sabios” tienen toda la razón. Siempre es importante ir curtiéndose en el mundo de la escritura, como sucede en cualquier otra profesión.

Pero también es verdad que quizá en el caso de los libros, conseguir ese bagaje profesional que las editoriales piden en muchos casos es algo más complicado. Las oportunidades de brillar no son muchas. Por eso hay que aprovecharlas muy bien. Y no digamos el papel que tiene la competencia, siempre presente.

Esto es lo que buscan y así puedes llegar a ellas

En este momento, las editoriales tradicionales quieren autores comprometidos, que tengan en cuenta al lector. Que tengan capacidad de aprender y crecer, y sobre todo con textos bien trabajados y que vendan.

¿Y esto cómo se consigue? Solo a través de la experiencia. Cuanto más se escribe y más se publica, mayores posibilidades tendrás de que los editores apuesten por ti.

Y ahora me dirás, “Claro, ¿y qué pasa con los que no hemos escrito y no hemos publicado? ¿No tenemos ninguna posibilidad? Pues menuda desilusión, Amalia, escribo para nada”.

No. Stop. No he dicho eso. Como te decía al principio de este artículo, existen pequeñas “estratagemas” que siempre puedes seguir para mostrarte como un escritor curtido. Te verán como un autor con experiencia, que sabe cómo funciona el mundo de la edición.

Y así, poco a poco y sin que los demás capten que en realidad tu experiencia es corta, tú podrás ir formándote y sacándote cada vez más partido.

¿A qué “trucos” me refiero?

Aquí he incluido los 6 que mejor me han funcionado basándome en mi experiencia, y los que considero más importantes. Estos son:

1- Cuando escribas, ya sea tu novela, tu libro de desarrollo personal o un simple mail de contacto, hazlo siempre de una forma sencilla y estructurada. Así demostrarás que tienes las ideas muy claras. Igualmente, que sabes muy bien qué es lo que quieres conseguir como escritor.

Si hablamos de un libro, huye de palabras rebuscadas, soporíferas, más propias del Siglo de Oro que de este momento. El lector busca sencillez a la hora de leer (ojo, no hablo de simplismo), así que piensa en él y en qué te gustaría leer a ti.

Apuesta por frases cortas (una idea por frase), por párrafos sencillos, no muy extensos, y por incluir “blancos” entre párrafo y párrafo.

Lo mismo sucede si hablamos de un mail a un agente, a un editor o a otro escritor. No escribas todo el texto seguido y olvídate de grandes “discursos”. Ve al grano, cuéntale en pocas palabras qué es lo que quieres y sobre todo hazlo con una información muy estructurada, con pleno sentido. Recuerda que el tiempo del editor y del agente es oro, no se lo hagas perder.

Una frase que suele encajar muy bien con este primer consejo es “menos es más”.

Engancha a tu lector

2- Escribe siempre de una forma trepidante, con ritmo, haz que tu lector no se canse de leer.
Este concepto también tiene relación con la extensión de la obra. Ya sabes que la calidad de un libro no se mide por su peso sino por su profundidad, por estar bien escrito.

Seguro que has leído obras de 70 páginas que te han encantado por la historia que cuentan. Y habrán llegado a tus manos libros de 300 páginas que son casi infumables porque no aportan nada y además son lentos.
Así que no lo olvides: ritmo, frases cortas, bien estructuradas, párrafos de corta extensión e ideas muy claras.

Si tienes una buena historia y además la sabes contar, tienes el 90% del éxito conseguido.

3- Antes de comenzar a escribir, estate seguro de que dominas tanto el tema sobre el vas a escribir como el género. Sobre todo si hablamos de libros de desarrollo personal o que sean muy especializados, por ejemplo.

Para ello, investiga mucho, lee, documéntate con precisión. Y en el caso del género, si consideras que no lo dominas demasiado, estudia sobre ello. Puede ser interesante también hacer en cursos, hacerte con obras que sean referentes y que te puedan servir de inspiración.

Solo así conseguirás que el editor te lea y te tome en cuenta, a pesar de que apenas tengas experiencia.

Mostrar, muy importante

4- Importante que muestres al escribir, por encima de lo que cuentas. Solo así conseguirás mantener la atención de tus lectores.
Compara estas frases: “La casa estaba rodeada de flores” . O “La casa, que tenía grandes ventanas, estaba rodeada de geranios, alhelíes y otras flores que olían especialmente bien”.

Mejor la segunda que la primera. Estás mostrando, enseñando al lector a través de la escritura. Este apartado tiene mucho que ver con el modo de contar la historia, con la forma de describir.

5- Domina los diálogos, pero no solo desde el punto de vista del estilo, sino también formal.

Y es que las conversaciones entre personajes son uno de los mayores obstáculos a los que nos enfrentamos cuando escribimos por vez primera y que más nos delata como “novatos”.

Tienes que imprimirle potencia al personaje, y normalmente utilizamos al narrador para que sea él quien le aporte esa fuerza, y eso es un error. Por ejemplo, no es lo mismo decir:

-Quiero que te vayas porque ya no te quiero- Nora, con voz temblorosa, miraba a los ojos a William mientras que dos lágrimas corrían por sus mejillas.

Que señalar:

-Quiero que te vayas porque ya no te quiero -dijo Nora.

¿Cuál de los ejemplos crees que transmiten más fuerza al lector? ¿Cuál es más descriptivo? ¿Qué escena ves con más claridad?

¿Y el punto de vista?

6- Cuida el punto de vista, que es uno de los elementos que le aporta profundidad a la trama. Si tienes poca experiencia la escribir, lo mejor es que en tus primeras obras tu narrador se centre en un solo personaje. Después, cuando tengas más experiencia, enfocarte en alguno más y jugar con los puntos de vista.

No olvides que el punto de vista es la posición desde la que se narran los hechos que se cuentan y sobre todo con qué nivel de conocimiento de los mismos se hace.

Concluimos

El hecho de que el editor te “vea” en un primer contacto con él como un escritor poco experimentado puede resultar contraproducente. Especialmente si lo que estás buscando es una editorial grande para publicar tu primera novela (no suele suceder esto con las medianas o las pequeñas).

Por eso es importante que al principio te centres en tratar de disimular esa pequeña inexperiencia (hasta que hayas publicado).

La mejor forma de hacerlo es presentado un buen libro: bien trabajado, bien estructurado, con un buen proceso de investigación, con buenos diálogos o con profundidad.

Si el editor lee un libro así, no tendrá en cuenta si has escrito antes o no lo has hecho, directamente te dirá que sí. Por eso tener experiencia no es tan importante como crees, pero sí lo es tu capacidad para escribir.

Así que si tienes alguna duda sobre tu libro, si no sabes si la historia que cuentas tiene fuerza, cuenta conmigo. Si no estás seguro de que pueda enganchar al editor y tienes miedo de que al enviárselo pueda verte como un “novato”, escríbeme.

Cuéntame qué necesitas y (sin compromiso) veremos cómo puedo ayudarte.

Y si quieres profundizar en este tema, te invito a leer mis artículos:

Gracias.

1 Comment

  1. Pingback: Lanzamos un nuevo servicio de asesoría literaria para que puedas publicar

Hera Ediciones - Amalia Sanchez

Soy Amalia Sánchez, soy periodista y desde hace casi una década, trabajo con autores exigentes que están dispuestos a aprender, que tienen en cuenta los detalles y la calidad, que quieren saber qué hacen bien y qué deben mejorar al escribir, que buscan crecer como escritores, que han invertido tiempo y esfuerzo en su libro y desean continuar trabajando en el para obtener el mejor resultado. ¿Tú quieres esto? Te ayudo a conseguirlo.

¿Quién Soy?…

Han hablado de mi en:

Hera Ediciones en Cadena Ser

Hera Ediciones en Radio Universidad de Salamanca

Hera Ediciones en El Mundo

Hera Ediciones en Agencia EFE

Hera Ediciones en Salamanca 24 horas

Hera Ediciones en Marie Claire

Hera Ediciones en esRadio

Hera Ediciones en Salamanca al día

Hera Ediciones en Mia mujeres reales

Hera Ediciones en La Gaceta de Salamanca

Hera Ediciones en Tribuna de Salamanca

Hera Ediciones en Culturamas

Hera Ediciones en Noticia Castilla y León

Hera Ediciones en RTVCYL

Hera Ediciones en Canal 8 Salamanca

Hera Ediciones en Onda Cero

Hera Ediciones en 20 minutos

Hera Ediciones en ABC